La gran oportunidad del trabajo hecho por los institutos metrologicos es fomentar la integracion competitiva y armonica

En el marco de las actividades de la línea de acción RTYPECS del proyecto ECONORMAS, fue entrevistado João Alziro Herz da Jornada, Presidente de INMETRO.

¿Qué es el INMETRO?

PRESIDENTE INMETROINMETRO es el Instituto Nacional de Metrología, Tecnología y Calidad. Se trata de un instituto que tiene las funciones de fomentar la confianza básica en los aspectos técnicos fundamentales para la sociedad, lo que implica ciencia de las mediciones, confianza en las mediciones, calibración de instrumentos, estándares y normativas. Otro rubro muy importante es la evaluación de la conformidad de los productos, servicios, donde el INMETRO articula un gran número de programas de certificación de productos, principalmente en el área compulsoria, que es involucrar a los consumidores con los productos reglamentados y de calidad, además cumpliendo un rol importante de generar un ambiente adecuado para las relaciones comerciales tanto internas de Brasil, como externas. Además, el INMETRO es responsable de toda la metrología legal en el país, incluyendo pesos, medidas y productos compulsoriamente reglamentados y que involucran directamente a la salud, la seguridad y el medio ambiente.

Dicho esto, en términos muy generales, puedo decir que se trata de una institución muy amplia y que está en la base de los procesos fundamentales. Otro aspecto importante de la institución, justamente por ubicarnos en la base de las cuestiones técnicas fundamentales, el INMETRO tiene que tener un nivel de excelencia compatible con los mejores institutos en el mundo, homólogos. Nosotros tenemos entonces un cuidado muy especial con dos aspectos fundamentales: en primer lugar la calificación del personal. Hoy el INMETRO, por ejemplo, tiene cerca de 230 PhDs en su planilla y el otro aspecto importante es que exista una gran conexión con las instituciones homólogas a nivel internacional y con foros internacionales en estas diversas áreas de actuación, metrología científica e industrial , metrología legal y la evaluación de la conformidad, acreditación. El Instituto está siempre presente en la escena internacional, no sólo en posiciones importantes en todos estos foros, sino en proyectos de intercambio muy dinámicos y muy efectivos, con varios institutos de metrología en todo el mundo.

¿Cuáles son los beneficios y el impacto de la labor del INMETRO en las industrias? y ¿cómo se vincula al Proyecto Econormas?

En primer lugar, toda la metrología más clásica es fundamental, ya que es la base para las mediciones adecuadas. Cualquier sociedad moderna en todos sus procesos se basa en mediciones correctas y adecuadas. En la medida en que avanza la tecnología y se producen los productos más sofisticados, hay una gran necesidad de mediciones confiables y muy precisas, tanto en aspectos directamente relacionados con las características finales del producto, como y principalmente, durante su proceso de producción.
Si estoy produciendo un automóvil, por ejemplo, es necesario tomar una serie de medidas durante el proceso de producción para controlar dicho proceso y así evitar riesgos en el trabajo, haciendo con eso que todas las partes que se fabrican sean bien fabricadas y que se obtenga un buen producto. Así que no sólo es la medición de algunos aspectos finales del producto, como por ejemplo, el ensayo de la potencia del motor, el nivel de ruido interno, etc., si notambién mediciones en toda la cadena de la construcción, y son mediciones extremadamente precisas y mediciones de alta responsabilidad.
El INMETRO establece justamente las normativas básicas para que esto se haga, tiene sus laboratorios y calibra los estándares de los laboratorios de calibración que a su vez se diseminan a todos los sectores cruciales. Y entonces, la segunda parte de este proceso, que es muy importante, es la conexión internacional. Cuando se trata de estándares de medición, no tiene sentido hablar en estándares nacionales, en el sentido estricto de la palabra, sino de un estándar verdaderamente internacional. Por lo tanto, el Inmetro además de proporcionar estos estándares y su trazabilidad para todo el país, también tiene que armonizar los estándares de todo el mundo. O sea, el Inmetro tiene que intercomparar con los estándares de otros institutos de metrología, para saber que un metro aquí en Brasil es el mismo metro que en China, Estados Unidos, Rusia o Japón, etc. Y esto es interesante, ya que puede parecer trivial, pero cuando se hace una operación en el nivel metrológico de alta precisión, con una tolerancia muy baja, puede ser muy sofisticado. Así que, realmente se necesita de técnicas bastante complejas desde el punto de vista científico para que tengamos una profunda comprensión del punto de vista de las ciencias básicas, de la química, física, y ahora incluso de la biología, y se necesita compartir todo esto de una manera armonizada. Por lo tanto, uno de los grandes objetivos de INMETRO es demostrar que sus estándares son realmente equivalentes a los de otros institutos. Esto se coordina internacionalmente por el Bureau Internacional de Pesos y Medidas (BIPM), que se encuentra en Francia, y es una institución que ya es centenaria, formada en 1875. El INMETRO tiene un sesgo diplomático, ya que representa a Brasil en este importante foro. Así que lo primero es poner a disposición de la industria todo esto, y de esta forma la industria puede producir bienes y servicios de mejor calidad y competitividad. Y hoy en día, como estamos muy globalizados, las industrias están todas muy interconectadas, por lo que no sólo tengo un montón de intercambio de productos finales, tales como automóviles, por ejemplo, pero también tengo un montón de intercambio de componentes, de montajes, etc. Además, también hay una parte técnica, de metrología, que es fundamental, es decir, si yo voy a vender, por ejemplo, componentes automotrices , a Japón, para montar un auto allá, las cosas tienen que encajar perfectamente. Así que aquí la metrología es fundamental, ya que tiene las medidas exactas. Por lo tanto, una buena base de metrología permite una inserción mucho más grande en el mercado internacional no sólo de los productos terminados, finales, sino de los componentes. Es decir, las empresas están mucho más interconectadas e interdependientes. Esa es una cosa muy buena, y la idea del proyecto Econormas está muy unida a eso.

Vemos al Proyecto Econormas como muy positivo, ya que es precisamente dentro de esta idea, de interconexión, de interdependencia entre los diversos agentes, entre las diversas economías, lo que es muy positivo. Ahora bien, si nos fijamos en otros aspectos del trabajo de INMETRO, el país se beneficia de la misma manera. La parte de la metrología legal, que establece normas para el comercio de los productos vendidos a los consumidores, productos permitidos, un paquete de arroz, un paquete de porotos, un litro de algún refresco, todas esas cosas del comercio son también muy importantes porque en primero lugar es un proceso de apoyo, de protección al consumidor, pero más allá del consumidor también se establecen reglas claras para que sea un comercio sólido y un entorno comercial que va a fomentar que la empresa más exitosa sea la que efectivamente tiene un producto de mayor calidad. Si no hay, por ejemplo, un reglamento de pesos y medidas, ni tampoco otras características a las que los consumidores tengan confianza, por ejemplo, el consumo de energía eléctrica en aparatos eléctricos, donde nosotros hacemos el etiquetado, puede suceder que las empresas ofrezcan informaciones incorrectas y luego el consumidor será llevado a tomar una decisión de consumo y de compra que puede no ser la correcta. Entonces, la empresa más honesta y que está produciendo un mejor producto está en desventaja, y esto es muy negativo, ya que termina por no tener la capacidad de producir en escala. Desde el punto de vista de la competitividad de Brasil, es importante que los consumidores estén bien informados. Otro producto de INMETRO es proporcionar educación al consumidor, además de preservar nuestro interés permanente en tener una buena relación con los órganos de comunicación. Como parte de todo esto, tenemos que lograr un consumidor consciente de sus derechos, y de la naturaleza del proceso de consumo, lo que involucra en la actualidad características muy complejas sobre el producto. Por lo tanto la existencia de un órgano metrológico de apoyo a los consumidores no sólo en la metrología, en el peso y medida, pero la calidad de los productos, especialmente los que afectan a la seguridad, la salud, sino también para la prevención de prácticas engañosas de consumo, y es fundamental para el consumidor y también para la buena empresa, porque de lo contrario la buena empresa se ve afectada. Y entonces no tengo la competitividad del país, porque si quiero exportar, tendré que exportar buenos productos y si un buen producto no es reconocido por el consumidor, no tiene la escala para ser económico y competitivo. Por lo tanto, hay una serie de impactos en la economía y el bienestar de la población debido al trabajo hecho por nosotros, porque estamos en la base de los procesos técnicos relativos a las cuestiones fundamentales de nuestra sociedad.

¿Cuál es la relevancia del Proyecto Econormas y de su línea de acción RTYPECs para la integración regional?

La integración es un tema clave. Ciertamente existe una cuestión de reducir o eliminar las barreras técnicas. Pero creo que la gran pregunta, la gran oportunidad de este trabajo hecho por los institutos metrológicos es precisamente fomentar la integración, una integración competitiva, armónica y que viabilice la confianza en una interdependencia. Eso se puede ver, por ejemplo, hoy en día, de manera muy consolidada en la comunidad europea. La comunidad Europea para nosotros es exactamente un paradigma de gran éxito para el Mercosur, para nuestros compañeros aquí en Argentina, Paraguay, Uruguay. Y, obviamente, para que tengamos una integración de bloques también Mercosur-Unión Europea es esencial para nosotros que exista una integración de normativas y de estándares. Quiero decir, este es un gran esfuerzo y que no sólo involucra a los procesos de convergencia de las normas, que es el objeto más grande de Econormas, pero implica algo mucho más sutil, y que ya está ocurriendo en el Proyecto Econormas, que es la interacción de personas. Allí realmente los procesos empiezan a funcionar de una manera verdaderamente armoniosa, natural, etc. Así que este proyecto es muy importante, no sólo por el aspecto formal, pero también por lo que la gente ve, debate o cuando se hacen seminarios y se dialoga, la gente se integra, y luego todo queda mucho más fácil. Creo que es un gran aporte, una mayor conexión de la Comunidad Europea con el Mercosur, y obviamente Inmetro considera este propósito fascinante también. Debido a que este es el tipo de iniciativa con vistas a consolidar el entendimiento y la paz mundial. Así que estamos muy entusiasmados con este proyecto y estamos apoyando y participando con gran satisfacción.